La memoria histórica de los camaradas

imagen12xm4Iba a caer en la tentación de comentar la doble entrevista a un veterano y una joven promesa del PCE, titulada ¿Qué es ser comunista en 2009?, cuando he visto en la página de UPyD un enlace al artículo de Elvira Lindo Comunistas. Como Lindo dice mejor y con menos palabras lo que yo hubiera intentado escribir, a él me remito.

Sólo añadiré que, en su afán por justificar lo injustificable, los entrevistados acaban de proporcionar a los admiradores de Franco un argumento que ni al más agudo de éstos se le hubiera ocurrido: el famoso bloqueo. A la pregunta de si firmarían un manifiesto por la libertad de los disidentes cubanos presos en Cuba, el eurodiputado Willy Meyer contesta “No, yo no lo firmaría. ¿Mientras exista el bloqueo? Nunca.” Normal, puesto que, a la pregunta de si en Cuba hay presos políticos, respondió que él no los llamaría así, sino personas que no condenan el “bloqueo” y que contravienen la Constitución cubana y a las que, lógicamente, se procesa. Después de todo, como tanto él como la camarada Esther López Barceló insisten en subrayar, Cuba está en estado de guerra, en estado de excepción, debido al “bloqueo”. Y, por si la cosa no quedara suficientemente clara, Meyer pone un ejemplo muy didáctico: “Si España sufriera un bloqueo naval, yo defendería que cualquier persona que contemporizase con la potencia que nos asediara fuera castigada.”

Pues nada, ¡Viva Franco! y ¡Arriba España! Porque después de la II Guerra Mundial España estuvo sometida a un “bloqueo” internacional, con retirada de embajadores y exclusión de las organizaciones internacionales incluidas. O sea, que estaba, según los camaradas Meyer y López Barceló, en estado de excepción, en estado de guerra. Yo siempre había considerado que mi abuelo Raimundo, encarcelado tras la Guerra Civil, y que nunca practicó la violencia ni abogó por ella, había sido un preso político. Pero no, gracias a estas dos mentes tan lúcidas, he descubierto que no debería llamarlo así. Que en realidad era una persona que no condenó el “bloqueo” y que contravino las Leyes Fundamentales del Estado o los puntos de la Falange (no sé cuál sería la legalidad vigente en el momento). Y que, claro, merecía ser castigado por contemporizar con las potencias asediantes; que además, en este caso, eran las dos superpotencias, no sólo una. Doble guerra, doble excepción. Supongo que, en consecuencia, doble castigo. No querías chocolate, pues toma dos tazas. Y muchas más si sumamos los aliados de una y otra superpotencia.

Y, por supuesto, la manifestación en la Plaza de Oriente que vemos en la foto será, según los finos análisis de estos camaradas, la heroica reacción de un pueblo afirmando su dignidad frente al contubernio internacional. En fin, es lo que tienen los argumentos para justificar una dictadura, que se extienden fácilmente a cualquier otra. O, lo que es lo mismo, que los estigmas contra unas víctimas se aplican casi literalmente a todas las demás. Mi abuelo republicano, que esto lo tenía muy claro, nunca fue comunista.

La verdad es que (y por eso he entrecomillado “bloqueo”) ni en Cuba ahora ni en España entonces hubo bloqueo alguno. Lo que hay en el primer caso y hubo en el segundo fue un embargo comercial. El único bloqueo que hay, y es verdad que dura ya muchas décadas, es el de ciertas mentes. Y ese sí que parece que no hay quien lo rompa.

(Y una última precisión: en Cuba sí hay disidentes que han manifestado su desacuerdo con el embargo y no por ello han corrido mejor suerte.)

Anuncios

8 Responses to La memoria histórica de los camaradas

  1. encarnahr dice:

    Alvaro Ballesteros también ha escrito un articulo muy interesante sobre la dichosa entrevista a IU, está en la web de Europa de UPyD. Saludos!

  2. Manolo dice:

    Lo acabo de leer y, sí, está muy bien.

  3. Jesús dice:

    Te equivocas, Manuel. España nunca sufrió un embargo comercial. Nunca los países al Norte de los Pirineos dejaron de comprar o vender a España. Nunca se prohibió a sus ciudadanos viajar a España. De hecho en la década de 1960 fue el turismo europeo el que sacó a España del marasmo económico en que la guerra y la autarquía decidida por Franco (no impuesta por los vecinos del Norte) la habían sumido. Haz un pequeño esfuerzo de imaginación y piensa en qué situación estaría España ahora si llevara medio siglo sin poder comprar ni vender nada a Europa y sin que los turistas europeos pudieran venir a bañarse en nuestras playas, por no hablar de fondos de cohesión, estructurales, etc. ¿Crees que tendríamos una educación gratuita hsta la universidad? (de hecho no la tenemos), ¿Una sanidad universal? ¿Una esperanza de vida equiparable a cualquier país desarrollado? ¿30.000 médicos prestando servicios por todo el mundo? ¿Miles de maestros alfabetizando y asesorando a alfabetizadores por todo el mundo? ¿Cientos de miles de operaciones gratuitas de cataratas para devolver la visión a quienes la han perdido por algo tan tonto en un país desarrollado? Eso también tiene que ver con los derechos humanos si lees los 30 artículos y en eso tenemos mucho que aprender de Cuba.

    Pero volviendo al tema del “embargo comercial”, lo que sí hubo en España fue un aislamiento político, incluido el veto en la ONU, pero éste no duró 50 años como casi lleva el que sufre Cuba, sino apenas un par de decenios, hasta que Eisenhower y con él los sumisos gobiernos europeos, lo levantó a cambio de unas bases militares.
    Conste que no soy comunista y que sí creo que el régimen cubano no es perfecto, pero no olvido tampoco que el mayor número de detenciones motivadas políticamente (no se les ha imputado un solo delito) que se da en Cuba se encuentra en la base estadounidense de Guantánamo, en ese presidio al margen de toda ley que el presidente Obama no ha conseguido cerrar.
    ¿No tienes tú y tu UPyD nada que decir al respecto?

    • Manolo dice:

      España sí estuvo sometida a un boicot internacional en el que la única excepción importante desde el punto de vista económico fue la Argentina de Perón. Gracias a las exportaciones de trigo argentinas pudo paliarse parcialmente la escasez de alimentos. Sí es cierto que no duró 50 años porque EEUU cambió su política hacia España y con él el resto de los países occidentales. De todos modos el sentido del artículo era mostrar el paralelismo entre los argumentos con los que desde IU se defiende al régimen cubano y los que usaban los franquistas frente al boicot internacional. En cuanto a Cuba, hay un embargo comercial (no un bloqueo como se suele decir), pero sólo de EEUU, no del resto del mundo. Y durante muchos años se benefició de la ayuda a fondo perdido de la URSS y sus (otros) satélites.
      En cuanto a lo que dices de lo mucho que España tiene que aprender de Cuba en materia de derechos humanos también parece sacado del argumentario franquista.
      Por último, si te interesa saber mi opinión sobre Guantánamo, puedes leerla aquí

  4. diego perez-chuecos dice:

    En Cuba, lo que hay es una dictadura, un régimen totalitario que no permite que ciudadanos cubanos puedan tener una opinión diferente al régimen de Castro. Eso es un dictadura, como la que tuvimos en España con Franco, como la que tuvieron todos los países del Este, los llamados países soviéticos. DICTADURA. Pura y Dura. Es penoso comprobar que todavía tengamos gente en nuestro país que justifique estos regimenes.

  5. Pedro Tejedo dice:

    Que a día de hoy haya gente que todavía pretenda justificar la dictadura cubana basándose en la supuesta defensa que ésta hace de los derechos humanos no puede sino causar estupor y espanto.

    Menos mal que en UPyD lo tenemos claro: ¡Dictaduras NO! (si uno empieza a matizar, malo).

  6. JF dice:

    Estoy muy de acuerdo con el artículo. Pero leyendo algunos comentarios se me ocurre una pregunta: ¿Por qué seguimos justificando a día de hoy la monarquía en España? ¿Por qué no podemos elegir democráticamente a nuestro jefe de estado? Sí, fue una persona clave en la transición, cae simpático y todas esas cosas, pero eso no es excusa.

  7. Jesús dice:

    El problema es que tu tesis no se sostiene por varias razones.
    En primer lugar porque, llamémoslo bloqueo o embargo, la realidad objetiva de lo que sufre Cuba por parte de Estados Unidos (un vecino situado a menos de 100 millas de La Habana) no es en absoluto comparable a lo que sufrió España por parte de sus vecinos del Norte. Si el llamémosle si quieres embargo de EEUU a Cuba ha durado 47 años, con varias leyes aprobadas que impiden a los ciudadanos de EEUU viajar a Cuba, con leyes extraterritoriales que contemplan sanciones a empresas de terceros países que negocien con Cuba y que en la práctica han servido para que una multinacional holandesa como Phillips se niegue a vender equipos médicos muy necesarios a Cuba, la frontera de Francia con España estuvo cerrada durante apenas 3 años (1945-48) sin que ninguna ley prohibiera a inversores franceses o británicos dar oxígeno a Franco. En cuanto a EEUU, en 1953 firmó con el régimen franquista el acuerdo para usar 4 bases militares que supuso el fin del aislamiento diplomático con la admisión en la ONU, una considerable inyección económica y una política de normalización de relaciones con los satélites europeos de EEUU. El democrático gobierno norteamericano y las democracias occidentales mostraban así que les preocupaba mucho más usar España como una pieza más en el tablero del anticomunismo y la guerra fría que los derechos humanos y libertades de la población española. Por lo demás, nunca en sus discursos Franco se quejó de aislamiento comercial alguno (no existía) sino que sus argumentarios tenían más que ver con los contubernios judeomasónicos y la visión de España como reserva moral de Occidente, nada que ver con el discurso de los dirigentes de la revolución cubana.
    Dices además que sólo EEUU ha decretado medidas comerciales contra Cuba, pero resulta que otros potenciales socios de equivalente desarrollo económico y tecnológico están a miles de km de Cuba, lo que ha supuesto un sobrecoste en las importaciones y exportaciones de miles de millones de dólares. Sólo un elemento más en la comparación: ¿Cuándo contribuyó España a erradicar el analfabetismo en otros países del mundo si ni siquiera logró, ni intentó, erradicarlo en España? ¿Cuándo logró equiparar su esparanza de vida o sus índices de mortalidad infantil a los de los países más desarrollados?
    Gracias por ilustrarme sobre tu postura sobre Guantánamo, aunque sea con un texto de noviembre de 2008. Te recuerdo que Obama lleva casi un año de presidente y Guantánamo no se ha cerrado aún. Además, la solución propuesta por el gobierno USA no consiste en devolver a los detenidos ilegalmente al lugar de su detención o a donde ellos quieran ir o regresar, como correspondería, con la consiguiente indemnización, después de años de privación de libertad ilegal, sino que se les propone un traslado forzoso a países ‘aliados’ como tú los llamas. Yo creo que un Imperio no tiene aliados, sólo lacayos.
    Por lo demás, agradezco también que me ilustres sobre tu visión de la ‘democracia más antigua del mundo’: “Desde la misma Declaración de Independencia, el respeto a los derechos humanos forma parte esencial de la identidad nacional de los Estados Unidos de América.” ¿Desde la misma declaración de independencia? Tal vez, si no consideramos dignos de derechos humanos a más de la mitad de la población: las mujeres, que no accedieron al sufragio universal hasta 1920 o los negros, que no pudieron votar hasta 1965. Claro que además, fuera de sus fronteras, su respeto esencial a los derechos humanos, además del ya citado apoyo al régimen franquista que nos tocó sufrir, llevó a EEUU a promover un golpe de estado contra el presidente Allende en Chile, elegido democráticamente, como lo había sido Patrice Lumumba también derrocado pocos años antes en Congo con la colaboración de los servicios secretos norteamericanos, por no hablar del entrenamiento de militares torturadores brasileños, argentinos, chilenos o guatemaltecos en la Escuela de las Américas o por no recordar las invasiones de Panamá, Guatemala o Granada, los bombardeos con napalm y el millón de víctimas de la guerra de Vietnam, el apoyo a tiranos como el Sha de Persia, Hassan II de Marruecos o toda la dinastía saudí. Planteas a Bush como una ruptura en una trayectoria impecable, cuando ya un intelectual estadounidense como Chomsky señaló con acierto que ningún presidente norteamericano desde la II Guerra Mundial se habría librado de una dura condena por crímenes contra la Humanidad si hubiera algo de justicia en este mundo.
    En algo sí tienes razón, cuando señalas a EEUU como paladín del capitalismo. Y eso sí que me causa espanto y horror, que haya aún quien defienda ese sistema que mata cada día a 30.000 niños, condena a la misera a tres cuartas partas de la humanidad y, en la última crisis provocada por su voracidad posterior a la caída del muro de Berlín, ha dejado sin empleo ya a cuatro millones de españoles.

A %d blogueros les gusta esto: